Jueves 30 de Marzo de 2017
Una agenda
con toda la música



Viernes 31
Sábado 1

Conferencias, cursos,
seminarios y talleres

Convocatorias y concursos
para hacer música

Buscador


FacebookTwitterBlogspot
 

[Breves] Los 300 de Christoph Willibald Gluck
Hoy, miércoles 2 de julio de 2014, se cumple un aniversario redondo del nacimiento de Christoph Willibald Gluck, compositor alemán que, en pleno Clasicismo, llevó una de las primeras reformas en el género operístico
 

Christoph Willibald Gluck, retrato de Joseph Duplessis,
1775 / Museo de Historia del Arte de Viena

“Cuando me dispuse a escribir la música para Alceste, me propuse liberarla de todos esos abusos que, introducidos ya sea por la vanidad fuera de lugar de los cantantes o por la excesiva indulgencia de los compositores, han desfigurado por mucho tiempo a la ópera italiana y que convirtieron al más espléndido y hermoso de los espectáculos en el más ridículo y más tedioso”, escribió en el prefacio de la partitura de su ópera estrenada en 1767 el compositor Christoph Willibald Gluck, que hoy, miércoles 2 de julio de 2014, cumpliría 300 años.

Con sus óperas Orfeo ed Euridice (1762), Alcestes (1767) y Paride ed Elena (1770) estrenadas en Viena cuando estaba al servicio de los Habsburgo, encarnó una de las primeras reformas dentro del género operístico. Con ella despojaba de todas las superficialidades adquiridas por las prácticas teatrales herederas del Barroco y a la vez proponía un verdadero drama musical, concentrando la acción escénica y generando una continuidad musical al usar una textura orquestal sin interrupción en el más pleno Clasicismo.

Esos logros los conjugó con ciertos elementos de la tradición de la “tragedia lírica” francesa cuando se trasladó a París contratado por María Antonieta, quien fuera su alumna de música en Viena. De esa etapa se destacan Iphigénie en Aulis (1774), las versiones francesas de Orfeo y Alcestes, Armide (1777) e Iphigénie en Tauride (1779).

Aquí una muestra de su estilo característico —equilibrio entre la belleza melódica y la palabra dramática, una orquestación omnipresente y un continuo teatral— en una muy particular puesta en escena de Robert Wilson

 
Publicado el 02/07/2014
     
WebMind, Soluciones Web Contacto © Copyright 2006/2014 | Todos los derechos reservados